Además del aguacate y el mango se pueden encontrar otras variedades muy llamativas y de implantación más reciente.

 

Las singulares condiciones climáticas de parte de la provincia de Málaga han propiciado en las últimas décadas la consolidación de muchos cultivos de origen exótico. Desde que la finca ‘La Mayora’, situada en Algarrobo y dependiente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, introdujera frutas como el aguacate y el mango, buena parte de la Axarquía y de la costa occidental granadina se ha convertido en un territorio abonado a los frutos subtropicales. Además de los dos mencionados o la chirimoya, que llevan ya muchos lustros en las fruterías malagueñas, también se pueden encontrar otros muy llamativos y de implantación más reciente. Éstos son los principales frutos exóticos que se cultivan y comercializan hoy en Málaga.

Papaya

Aunque su cultivo ha perdido fuerza por las dificultades de su comercialización, todavía hoy la papaya se cultiva y se vende en la provincia. Procedente de Centroamérica, se trata de una fruta poco conocida, pero muy saludable y de consumo muy versátil. Se puede comer directamente o en zumos y salsas. En la actualidad hay algunas distribuidoras que siguen apostando por ella, como es la empresa veleña Tropical Millenium, que la mantiene en su catálogo de productos junto al aguacate y al mango.

https://www.diariosur.es/economia/agroalimentacion/frutas-exoticas-cultivan-20180913095250-nt.html

Ver Más